Palitos de queso

Pululando por Internet, he encontrado esta receta que últimamente está muy de moda en las panaderías y cafeterías.
Para no ser descortés,he de decir que la he sacado de un blog que se llama Cocina y Comparte. Es muy fácil de hacer y sinceramente, están riquísimos y eso que ha sido una especie de experimento porque ni tenia queso parmesano, lo he hecho con emmental, ni tampoco tenia tomillo y utilicé un poquito de hiervas provenzales, pero el resultado es estupendo. Probadlo!!!



INGREDIENTES:

1 taza de queso parmesano
1 cucharadita de orégano
1 cucharadita de tomillo
½ cucharadita de ajo en polvo
1 lámina de hojaldre
1 huevo para pintarl












PREPARACIÓN:

Mezclamos el queso junto con las especias y lo trituramos en el vaso de la minipimer hasta que queda un polvillo seco.  (1min.) Reservamos.

Encendemos el horno a unos 175º y lo dejamos pre-calentando mientras preparamos nuestros palitos.

Ponemos un poco de harina encima del mármol para trabajar el hojaldre y que no se nos pegue, extendemos la masa y la doblamos en tres partes. Con un rodillo de cocina, la extendemos en el sentido contrario a las dobleces, o sea, a lo largo y la dejamos bastante finita, a ½ cent. más o menos .
Si al hacer la masa cuadrada nos sobran trocitos, no amasarlos, ponerlos uno encima de otros y volver a extenderlos con el rodillo.

Una vez tenemos el grosor que queremos, con la ayuda de un pincel de cocina, untamos toda la superficie con el huevo batido  y espolvoreamos con la mezcla del queso y las especias.

Damos la vuelta a la masa con cuidado y hacemos la misma operación que antes por el otro lado, pintamos con huevo y añadimos más mezcla de queso con las especias.

Con un cuchillo bien afilado vamos cortando tiras del grosor que queramos. Yo lo hice a ojo, pero con 1 cent aproximadamente quedan muy bien. 
Preparamos una bandeja de horno y la cubrimos con papel de vegetal o de horno para que no se peguen, Vamos cogiendo cada una de las tiras que habíamos preparado y las vamos girando como si fuera una espiral y las ponemos en la bandeja del horno.

Hacemos esta operación con todas las tiras y cuando acabemos, colocamos la bandeja en el horno que teníamos ya pre-calentado y las dejamos hasta que se vean doraditas. No os pongo tiempo porque cada horno es diferente y se hacen bastante pronto, id vigilándolas.

Una vez doradas, las sacamos y las ponemos a enfriar encima de una rejilla para que no se pongan blandas, así nos quedarán supercrujientes.

Son muy fáciles de hacer y están buenísimas.

5 comentarios:

  1. Qué buenos y qué sencillitos guapa, me llevo un par y la idea.

    besos

    ResponderEliminar
  2. que ricos de aperitivo y que buena idea!! me los apunto! unbesote Adela de http://eldulcepaladar.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  3. En mi blog hay un premio para ti, si quieres puedes pasar a recogerlo en el siguiente enlace, espero que te guste y lo disfrutes! Un beso Adela.
    http://eldulcepaladar.blogspot.com.es/2013/05/tetitas-fritas.html

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchisimas gracias preciosa. En cuanto tenga un ratito, lo recojo y me lo traigo a mi blog. Estoy de obras en casa y entre eso y el curro.....uffff no tengo tiempo de na!!!!
      Un beso

      Eliminar